ŠPANSKI

LA MANZANA

Jabuka

 

Veo los granos de sol

Convertidos en su cáscara.

 

Todo el encanto acumulado

En el arco de su rubor.

El silencio de las sierras

Entró por su tallo.

 

Como si ahora hubiera llegado corriendo

A las manos, a los libros…

Se ofrece voluptuosamente como una amante

En tanto yace en el plato.

 

Con llaves secretas abre la boca

Y derrama la fina arena del sol.

 

LA CASCADA

Slap

        

Por la noche dejamos la ventana abierta y el corazón

Abierto a los años. Como dioses silenciosos miramos

Arriba las estrellas preñadas en tanto la luz

Se derrumba en el mar sin ruido

Que pudiera flotar por encima de las piedras costeras.

Un ojo refulge en el cielo, al otro

No lo conozco, el insomio nos afecta con la edad

Pensando en la muerte y en el camino. Aún somos felices

Según parecería ser.

Pensamos en las estrellas y dejamos la ventana

Abierta, para mirar arriba.

 

A menudo ni intuimos en ese silencio una cascada

De la luna, como la gracia de la mujer cuando aparece

Con suaves curvas, digo, nosotros ni intuimos

La cascada de luz que nefastamente

Nos encandila y aniquila.

 

LA MUCHACHA Y EL LAGO

Devojka i jezero

 

En el lago las primeras gotas de lluvia.

Luego llega el chubasco, más tarde el sol vuelve a llenar las copas.

El brillo de lo invisible hace mi día,

La belleza que estremece todas mis síncopas.

 

Como venciendo el cansancio y el polvo

Por el agua flotan pepitas de oro.

Me embellecen la imagen al mismo tiempo, mas es el colmo

El que la muchacha pase corriendo siendo mi tesoro.

 

En el alma se oye el arrullo de la cascada.

Presto oído: el silencio, el ave, la armonía emboscada.

Ese barullo inaudible me pone de pie.

 

Desde la pena y el sueño que también fue.

De veras, la hermosura diáfana y pura

Me devuelven fe en la vida y en el sentido de su aventura.

 

PAZ, MAR, SUEÑO

Mir, more, san

        

Hora de soledad. Sin una mujer y su aliento cálido.

Un cuarto sobre el mar, espuma que, fugaz, pega un alarido.

La cara entre las manos, la mujer de la que no fuiete marido:

La mesa, los libros, las manzanas, las sombras que han partido.

 

Hora de silencio. Cada objeto va vañándose de luz dorada:

El bosque, el pájaro, el campo, y de las mariposas la morada 

Es la antigua imagen en la que el pensar vuelve a hacer su entrada,

Hubo instantes en que brillara con más fuerza alguna mirada.

 

Un corazón pequeñito cual luz silenciada

Que de repente hace estallar el puente esbelto

Y esa mano cubriéndose de polvo, hojarasca y cañaveral revuelto.

 

Paz. Extirpado del cuerpo deambula cual manada.

En tanto crece de dolor la torre de liláceos reflejos.

El ojo encendido, el temblor, los sentidos, de ausencia perplejos.

 

SEMILLA DESCONOCIDA

Nepoznata semenka

 

La vemos, su nombre no conocemos

No sabemos qué brotará de ella

 

Ininteligible y llena de secretos

Misteriosamente sonríe sobre las palmas de las manos

 

Dónde la vamos a plantar y con cuánto sol

De silencio con cuántas gotas le daremos de beber.

 

Será una flor de perfume o una espina de veneno

Lo que saldrá para colmar el ojo de brillo

 

Cortada por los nudos verdes

A ver si saca una hoja nueva

 

Cuanto más la miramos tanto menos sabemos

Pero ya brotará ella por las grietas del alma                    

 

LA LLUVIA Y LA HIERBA

Kiša i vlati 

                           A una bailarina bajo la lluvia

 

El chaparrón. El olor a lluvia. Eros en pleno estío.

Descalza, absorta, en el sueño y en el trance

La danza del agua que se mece en cada escalofrío

Sin más reparos: la función estival a nuestro alcance.

                 

El ritmo de las gotas, las notas en un eco subconsciente

El pólen y el perfume que los tilos despilfarran

Como en un sueño, la lluvia y la hierba, otrora reciente,

La verde luz que en las manos derraman.

        

El pelo mojado, el vestido ajustado al cuerpo,

Baila ella su danza de la vida bajo la lluvia

Como una garza aparecida en el huerto.

                 

La belleza que emana esa diosa acuática y acaso rubia

Nos deja extasiados, con un interrogante:

Será una bailarina bajo la lluvia, o una loca errante.

 

ESTRELLAS EN EL CABEZAL

Zvezde na uzglavlju

 

Esa separación

La belleza de los años en la cintura

Los besos que perduran

                 

Pálida a la espera

Ella sigue mi mirada

Y la trayectoria de las manos

                 

Conozco esa premonición

El signo secreto del amor

Los hombros apretados

Los ojos debajo de los pétalos

Un temor agradable en el cuerpo

                 

Blanca como una flor de agua

Tan joven y delicada

Ni siquiera en el poema

Me animo a introducirla

                 

Sólo quedan los besos nocturnos

Y las estrellas tardías en el cabezal.

 

LA QUERIDA

Draga

 

Tiene los ojo abiertos sumergidos en el cielo

Sonriendo enigmáticamente preserva su secreto.

 

Llego, me acuesto a su lado y aguardo

Que en mis ojos también también entre un pedazo de estío

Vengo aguardando desde hace una eternidad y acaso más.

        

No soy dichoso, dichosa es mi querida.

Ella se convierte toda en amor

Y se atraganta al reír de lo inexplicable.

        

Cuando se le antoja con la boca enciende un sol nuevo

Y con sus finas manos lo descuelga de lo alto.

 

APUNTES SOBRE LA NIÑA

Beleška o devojčici

 

El mar es, niña, tu cuerpo; las olas, tus dedos y tus modales

Tus ojos color de miel irradían rayos de inocencia

En tu melena el mes de mayo duerme en círculos florales

Desde tu aliento desfallece por completo mi conciencia         

 

De las palmas de tus manos elévanse gaviotas marinas

En tanto en tus brazos reposa el sol crepuscular

Quietos permanecen los ciervos en tus palabras cantarinas

Por tus huellas va brotando una acacia espectacular

 

El mar es, niña, tu cuerpo, y en tu alegre porte

Respira una pequeña gamuza de la lejanía

Algo hay en la arena, algo hay bajo el norte

 

Con tu paso y tu inquieto andar

De repente, niña, querrías ser mía

Cual naranja madura, cual jugoso manjar

 

LOS OJOS DE MI AMADA

MIENTRAS VIENE A DESPEDIRME

Oči moje drage dok me ispraća

        

Mi amada tiene los ojos como gotas de lluvia en la rosa

Mientras viene a despedirme al umbral de nuestro hogar

Bajo el techo de nuestros años el sol oscuro baila

Y en nuestro estremecer relámpagos de desesperanza

 

Por los montes violáceos se desliza el cálido crepúsculo

Y accede a mi amada como un ladrón de perfumes

Mi amada pone la oreja en la caracola y

No oye nada, salvo el rugido de las olas del mar

 

Saluda con la mano como una golondrina no veo a mi amada

Ya nada más pero le doy un beso en ese ojo dulce

E intuyo los años de amarga ausencia todo vacío

Por doquier el corazón agrietado queda.

 

MEMBRILLO O MUJER

Dunja ili žena                                       

 

Por qué no eres membrillo, su olor, su sello de frescura

El color que seduce el ojo y que lejos lleva el pensamiento

Carne desnuda envuelta en niebla de ansiedad, tú

Las caderas debajo un vestido con los pliegues del viento

 

Preguntábame cómo dibujarte irreal

Mientras corres sobre la superficie del mar y te pierdes

Lejos en un punto de la tez blanca como una gaviota

Huía de mí mismo me arrancaba del alma.

 

Y escribía el color de tus pupilas con mi pensar

Íbame a lo desconocido e investigaba el pequeño corazón

Del membrillo sobre mi mesa y seguía con la mirada su rastro

La deslumbrante forma de tu cuerpo como el rubor de su corteza

 

LA NIÑA ENCOGE SUS RODILLAS

Devojčica skuplja svoja kolena

 

La niña encoge sus rodillas blancas

Dos rayos de luz, dos gotas de ternura

Flores que en pétalos se disuelven

Pudorosa, le gusta que mis manos ahí se pongan.

        

Mi sangre las conduce a una luz maravillosa

Pero no abre los firmes candados amorosos

De nada sirven los besos y las chispas

Que se encienden en secreto por las pupilas.

        

Su blancura se vierte por el abril de un cuerpo joven

Me doy cuenta de que nada aprendí del primer beso

Sólo el hambre ha crecido con los años

Acogemos el alba en la hierba y en una luz lejana.

  

Traducción de los poemas y de la Nota sobre el Autor del serbio al español: Silvia Monrós de Stojaković

 

JOVICA ĐURĐIĆ (Yovitza Dzurdzich) nació el 3 de octubre de 1949 en Glogovica, cerca de Doboj, en lo que ahora es la República Srpska, una de las dos entidades de Bosnia y Hercegovina. Es escritor y poeta. Graduóse en la Facultad de Pedagogía en Rijeka. Es miembro de la Asociación de Escritores de Serbia y de la Asociación de Escritores de Srpska.

Es autor de trece libros de poesía y de prosa para niños y adultos. Colabora con numerosas revistas y periódicos literarios. Sus textos han sido traducidos a varios idiomas extranjeros, entre ellos el inglés, el ruso, el italiano, el polaco, el checo, el turco, el esloveno y el macedonio.

Estos son los libros publicados:

USNULA DEVOJKA/La muchacha dormida, poesía, Svjetlost, Sarajevo, 1974,

LARISA, poesía, Riječko književno društvo, Rijeka, 1974,

LJUBIČASTO GORJE/Montes violáceos, poesía, Svjetlost, Sarajevo, 1976,

SANAK SKLOPIOČIĆ/El Sueñito Cierraojito, cuentos infantiles, Izdavački centar Rijeka, Rijeka, 1983,

KAKO VOLIM ANU/Cómo quiero a Ana, poemas para niños, Izdavački centar Rijeka, Rijeka, 1983,

RUKE VEČERNJIH LJUBAVNIKA/Las manos de los amantes nocturnos, poesía, Izdavački centar Rijeka, Rijeka, 1984,                  

LJUPKO TELO/Cuerpo con graci, poesía, Partizanska knjiga, Ljubljana, 1985,

KOŠUTA I LOPOČI/La cierva y los nenúfares, (The Roe and de Water Lilies); poesía en edición bilingüe, Vikend knjiga, Beograd, 2000,

ISTRGNUTI RUKOPIS/El manuscrito arrancado, poesía, Inter-Press, Beograd, 2004,

NJENE OČI MORE/Sus ojos el mar, poesía en edición para bibliófilos, hasta 21 ejemplares, Književni atelje Art, Malinska, 2004,

ŽIRAFA ŽERALDINA/La jirafa Geralndina, poesía para niños, primera edición Ars Poetica, Beograd, 2005; segunda edición: 2006,

SIMONINE OČI/Los ojos de Simona, cuentos infantiles, primera edición Bookland, Beograd, 2005; segunda edición Ars Poetica, Beograd, 2006,

LEPO JE BITI KOD KUĆE/Es bueno estar en casa, poesía para niños, Bookland, Beograd, 2008; segunda edición Ars Poetica, Beograd, 2008.

Se ha merecido varios premios en múltiples concursos literarios. Es el doble ganador del Premio „Drago Gervais“ (Žerve) de la ciudad de Rijeka. También ha sido galardonado con la Escarapela de Oro de la Comunidad Cultural y Docente de Serbia.

poezija@mac.com           www.jovicadjurdjic.com